El Día Después

El día antes no sabes qué se vendrá. Sabes que algo hay que hacer, y mañana es el día. El asunto ya no da para más. Se hace imposible el seguir con algo que ya no te hace vibrar, que sólo te trae miseria y te encuentras en una contradicción: quiero terminar con todo, pero no puedo hacerlo. Te armas de valor y piensas, “Está bien, hasta acá llego yo.”

El mismo día una angustia que carcome corre por tus venas. Crees que tal vez es lo correcto y necesario de hacer. Y te asusta tanto el momento en que tengas que hacerlo, que haces lo imposible por retrasarlo. Pero no hay vuelta atrás. Has cortado el teléfono y ya viene en camino. Te das un par de vueltas, como si caminando en círculos hiciera la cosa más fácil. En algún momento la ansiedad baja, pero todo se va al carajo una vez que suena el timbre. Ha llegado. Ella, y bajo su brazo, el momento de actuar. Se sienta frente a ti y te sientes un estúpido por tomarle las manos. ¿Para qué tocarla si lo que quieres es estar lejos de ella? Tratas de acomodar todo con palabras remilgadas, pero no hay remedio: el cuchillo siempre corta, no importa cuán adornado sea éste. El amor siempre vive. El amor siempre mata.

Dicen que el agua es un elemento vital, entonces ¿por qué hace tanto daño? Pero no es sólo agua. Porque las lágrimas no sólo mojan, también queman. Lo hecho, hecho está. No puedes volver en el tiempo. Ni tampoco quieres. Ya todo se acabó. Te sientes liberado, pero hay algo que se ata a tu tobillo e impide que flotes. De pronto miras hacia enfrente y encuentras la razón. Nada es suficiente para mitigar el dolor cuando debes herir a otra persona.

El día después todo ha cambiado. El nosotros queda en el camino para volver al yo. Ya no hay miseria y las heridas de a poco se van cerrando. Comienzas a entender todo lo que pasó y tratas de sacar alguna lección. Pero no te das cuenta de algo: el día antes y el mismo día sólo duraban eso, un día. El día después dura el resto de tus días.


The Last Day of Our Acquaintance Sinéad O’Connor
This is the last day of our acquaintance / I will meet you later in somebody’s office / I’ll talk but you won’t listen to me / I know what your answer will be / I know you don’t love me anymore / You used to hold my hand when the plane took off  / Two years ago there just seemed so much more / And I don’t know what happened to our love / Today’s the day our friendship has been stale / And we will meet later to finalize the details / Two years ago the seed was planted / And since then you have taken me for granted / But this is the last day of our acquaintance / I will meet you later in somebody’s office / I’ll talk but you won’t listen to me / I know your answer already / But this is the last day of our acquaintance / I will meet you later in somebody’s office / I’ll talk but you won’t listen to me / I know your answer already / I know your answer already / I know your answer already.

Tagged , , , , , , , , ,

2 thoughts on “El Día Después

  1. Pilar says:

    “Pero no te das cuenta de algo: el día antes y el mismo día sólo duraban eso, un día. El día después dura el resto de tus días.”
    Increíblemente cierto …

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: